Migración: Gran Bretaña

El tema migratorio ha estado presente en la prensa británica en los últimos días. Todo empezó por el lanzamiento de una campaña anti-indocumentados: una camioneta recorría Londres portando un anuncio que decía “¿Estás ilegalmente en el Reino Unido? Regresa a casa  o serás arrestado” y proporcionaba un número de teléfono donde supuestamente te darían asesoría y apoyo para regresar. El tono agresivo del mensaje generó tantas protestas que la campaña duró sólo una semana.

Poco después, la Agencia Fronteriza (UK Border Agency, o UKBA) le echó leña al fuego cuando realizó una serie de operativos estilo stop and search en algunas estaciones del metro londinense. Si bien estas acciones no son nada nuevo, pues se realizan desde hace al menos cinco años, en esta ocasión generaron controversia porque usuarios de redes sociales denunciaron que las personas a quienes se detenía para solicitar documentos eran mayoritariamente no blancas. Es decir, las y los agentes de la UKBA están cuestionando principalmente a personas de (aparente) origen africano, asiático, latinoamericano y de Medio Oriente.

Claro que las autoridades dicen que estas medidas no son racistas, que están tratando de evitar que entren al país las personas “equivocadas” (es decir, cuya contribución económica sea reducida o nula)… en fin, los argumentos de siempre. Y sí, es posible que estas acciones no hayan sido planeadas pensando específicamente en términos racistas, pero la actitud subyacente no puede desprenderse de la historia colonial de Inglaterra. Por lo demás, era de prever que se cuestionaría principalmente a personas de color, pues no dejamos de operar con la mentalidad de que inglés (o europeo) = blanco.

Tanto los medios tradicionales como los no convencionales han tocado diversas aristas del problema: el temor y división social que generan este tipo de medidas, si constituyen racial profiling o no, quiénes son los inmigrantes “adecuados”, la multiculturalidad que existe en Gran Bretaña (y de la que se congratularon tras los Juegos Olímpicos). De nuevo, los mismo argumentos que se generan en este tipo de debates.

Lo que me parece absolutamente aberrante es que medios más liberales o de izquierda, como The Guardian, así como blogs y sitios web, sigan refiriéndose a las personas indocumentadas como “ilegales”. Ningún ser humano es ilegal, aunque haya violado alguna ley al entrar al país sin visas o pasaportes. Creo que no podemos llegar a una solución constructiva si seguimos pensando en esos términos. Lo hemos visto en el debate migratorio en México y en Estados Unidos, y realmente es una tristeza que en Inglaterra no se noten cambios discursivos. Es importante señalar el cambio discursivo, pues lo que no se nombra, no se ve. Si no hablamos de seres humanos sino de bienes, no habrá una transformación política tampoco.

Otro punto que quería mencionar aquí, porque no lo he visto tocado en ninguna parte, es que los inmigrantes latinoamericanos no existimos como categoría, ni política ni discursiva, en Inglaterra. Todos los formatos que hay que llenar, tanto para pedir una visa como para ingresar al sistema de salud o cualquier área de la seguridad social, tienen una sección de identificación racial o étnica. Aquí hay categorías como Caucásico, Asiático, Africano, diversas combinaciones, y Mixed/Other, que es la que acabamos usando nosotros, pues no encajamos en ninguna otra.

Quizá no les parezca tan problemático. Sin embargo, el que no exista esta categoría en ningún tipo de formato significa que nadie sabe cuántos inmigrantes latinoamericanos hay en el Reino Unido. No conocemos tampoco su contribución económica o social, ni la presión que ejercen sobre los servicios de salud, educativo o de pensiones. Así, es imposible identificar y resolver los problemas que aquejen a este sector de la población. De nuevo, lo que no se nombra, no se ve, y esto queda clarísimo en nuestro caso. Simplemente, no existimos en las estadísticas británicas. Algunas organizaciones de latinoamericanos ya se están organizando y ejerciendo presión para que esto cambie, pero dada la situación anterior no creo que ocurra pronto.

El tema me toca muy de cerca porque como inmigrante latinoamericana en Reino Unido soy invisible… al menos hasta el momento en que los agentes fronterizos decidan pedirme mis papeles.

[Para más información, aquí les comparto los artículos de The Guardian, y les recomiendo estos dos artículos de BlackFeminists.org: Mobilizing Against Racist Immigration Policies (in Southall) y Visa Checks in Tube Stations – and They’re Not New #UKBA]

UKBA rules and regulations

Reglamento UKBA

Acerca de Xalaila

Licenciada en Relaciones Internacionales, próxima Maestra en Terrorismo y Seguridad, activista en derechos humanos, feminista.
Esta entrada fue publicada en derechos humanos, mundo, política internacional y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

¿Tú qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s